Inicia quinta pasantía en DDHH

0
195

Tegucigalpa.

Por Sandra Rodríguez
Hoy inició la quinta pasantía de tratamiento de la denuncia por violaciones a Derechos Humanos.

En esta ocasión participan 10 miembros de la Red de Defensores de Derechos Humanos del Sur del país (REDEHSUR).

El contenido se desarrollará a lo largo de una semana y se involucra todo el personal del Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH) para compartir no sólo su experiencia sino, como es su labor, de modo que los y las defensoras puedan realizar dichas acciones en sus comunidades.

pasantia1De forma breve se les compartió sobre el funcionamiento del área de Comunicaciones y Prensa que produce el programa radial Voces contra el Olvido y el periódico digital www.defensoresenlinea.com; el área de Administración, área de Acceso a la Justicia, área de Proyectos, área de Documentación; y Coordinación General a cargo de Bertha Oliva. Durante la semana tendrán jornadas completas en cada una de ellas, hasta el fin de semana.

Desde el año 2012, se realiza este tipo de formación, en diferentes proyectos, con defensores y defensoras a nivel nacional.

Ésta es en el marco de la segunda fase del proyecto Formación e información en Derechos Humanos en la zona Sur del país, con el apoyo de la agencia de cooperación HEKS.
La REDEHSUR está presente en Santa Ana y Ojojona (Francisco Morazán); Pespire y Morolica (Choluteca); y en  Nacaome y Amapala (Valle).

La problemática a la que se enfrenta la REDEHSUR es más evidente en la criminalización de los defensores por el derecho al acceso a la tierra, específicamente en la península de Zacate Grande, donde unos 30 compañeros han sido llevados a los tribunales de justicia, actualmente Abel Pérez y Santos Hernández fueron declarados culpables en un proceso en contra de Jorge Luís Cassis Leiva en la comunidad de Playa Blanca.

Abel es miembro de la REDEHSUR, y junto a Santos y Tomás Cruz, también criminalizado pero absuelto tras dos años de estar con medidas sustitutivas a la prisión, son integrantes de la Asociación para el Desarrollo de la Península de Zacate Grande (ADEPZA).

La única mujer criminalizada en varias ocasiones por defender derechos humanos es Ethels Corea, quien está en la pasantía, y espera aprender al máximo para enfrentar el sistema de justicia que se empeña contra los pobladores de Zacate Grande.

En este proceso obtendrán conocimientos básicos para levantar denuncias, dar acompañamos y divulgar información que procure la defensa de los derechos humanos.