Gobierno está asfixiando al MUCA

0
405

Tegucigalpa.

Por Sandra Rodríguez
Hay una estrategia de asfixia desde hace más de dos años de parte del Gobierno de Honduras, que no accede a negociar un adeuda por las tierras en el Bajo Aguán, aseguró esta mañana un grupo de campesinos que abogan por una readecuación de pagos.

Estamos solicitando a representantes del gobierno readecuen el pago de la deuda, en ningún hemos apelado a una condonación, pues queremos cumplir con nuestra parte, declaró el vocero de la Plataforma Agraria del valle del Aguán, Yoni Rivas.

Expresó que el Movimiento Unificado Campesino del Aguán, MUCA, tiene un déficit económico que supera los 118 millones de lempiras, por lo que no es posible honrar la deuda de pago de intereses de 20 millones de lempiras anuales, desde el año 2012, por la adquirió de tierras donde cultivan palma africana y otras de tipo alimenticio.

No hemos encontrado respuesta ni voluntad de parte del gobierno, al contrario las respuestas son muy duras, asesinato de nuestros compañeros, el más reciente José angel Flores, presidente del MUCA, y el dirigente campesino Silmer George, hjace casi un mes, en la comunidad de La Confianza, Tocoa Colón, agregó Rivas. Otro tipo de ataques es con desprestigio a través de falsos perfiles en páginas digitales, persecución y criminalización, agregó.

“No estamos pidiendo condonación de deuda, sino un nuevo plan de pago. Hasta agosto del año pasado pagamos la tasa de intereses de enero del 2013 a agosto del 2015, que fue un monto de 47 millones de lempiras”, afirmó, pero a este año por la baja del precio de la palma africana, no han podido tener el dinero, que además deben empezar a pagar el capital de la deuda que suma a 623 millones de lempiras, y la catalogan como impagable, sino negocian con el Estado que es su aval. Esta es conjunta con el Movimiento Autentico Reivindicador del Bajo Aguán, MARCA.

Los campesinos lamentan que un mes antes del plazo para llegar al pago de la deuda, el próximo 20 de noviembre, les asesinaron al compañero José Flores, situación que les causó desestabilización emocional en un entorno de crear horror y miedo “pero no lo han logrado, seguiremos fortaleciendo el tejido organizativo y proponiendo soluciones a esta crisis en la que nos tiene este gobierno”, expresaron.

Parte de un posicionamiento público este día, expresaron que, “Se profundizan estrategias y mecanismos por parte del Gobierno al despojo de la tierra a las familias de MUCA y  MARCA”
El Movimiento Unificado Campesino del Aguán (MUCA) y la Plataforma Agraria Regional del Valle del Aguán se pronuncia ante el pueblo hondureño, la comunidad internacional, organizaciones defensoras de derechos humanos nacional e internacional y medios de comunicación de la manera siguiente:

A más de dos años de exigir la readecuación de la deuda, las organizaciones campesinas  no hemos encontrado responsabilidad ni voluntad política del gobierno que dirige Juan Orlando Hernández, para detener la estrategia de asfixiar económicamente las familias   por la caída del   precio de la tonelada métrica de palma desde  enero 2013. En  el año 2015 el precio cayó hasta el 54.3 por ciento,  según el Plan de Negocios y la Estructura financiera impuesta el 5 de junio del 2012, lo que significa un déficits de 118 millones de lempiras.

Aún con el déficits las familias campesinas del MUCA han logrado pagar  47 millones de lempiras de la tasa de interés de la deuda, además de una inversión de 90 millones de lempiras en la implementación de proyectos sociales (escuelas, colegios, tiendas de consumo, proyectos de electrificación, carreteras entre otros), mismos que el gobierno se comprometió en ejecutar según los acuerdos firmados en el 2010.

Es así que demandaron lo siguiente:

Que a un mes del asesinato de los compañeros José Ángel Flores y Silmer Dionisio George,   el grupo paramilitar (utilizando vestimenta militar y pasamontañas), continúa rodando las casas de las personas sobrevivientes y testigos que presenciaron el crimen con el fin de amenazar y aterrorizar para que no  hablen sobre los hechos. En ese sentido manifestamos nuestra preocupación por la inoperancia de la Fiscalía del Ministerio Publico al no realizar la captura de los actores materiales ni intelectuales  del doble asesinato, teniendo información clara de quienes ejecutaron el crimen.

Responsabilizamos de manera directa al Estado de Honduras de cualquier hecho o asesinato en contra de líderes de MUCA y familiares de las víctimas que este grupo paramilitar pudiese ejecutar, debido al desinterés e  inoperancia por parte de las instituciones del Gobierno para ejecutar las capturas.

Entre otras exigencias que se dé cumplimento de los acuerdos firmados en abril del 2010 entre MUCA y el gobierno de Porfirio Lobo Sosa, ya que debido al incumplimiento del mismo los asentamientos y cooperativas campesinas se encuentran sobrepobladas lo que ha provocado una crisis económica en las familias.

Tambien denunciaron que el Plan de Negocio y la Estructura Financiera  impuesta a través de la firma de un convenio  en junio del 2012, no está de acorde con las extensiones de tierra, áreas productivas, ni el valor del de la tonelada métrica de fruta de palma, ya  que  las tierras que fueron adjudicadas a MUCA se encuentran  sobre valoradas, porque existe un área de 600 hectáreas (que no tiene plantación, donde se encuentran cementerios, lagunas, bordas, calles y tendido eléctrico).

Y al gobierno de Juan Orlando Hernández exigen que de inmediato se inicie el proceso para la readecuación de la deuda y  elaboración de un nuevo Plan de Negocio de acorde al valor actual de la tonelada métrica de fruta de palma, y una nueva evaluación del precio real de la tierra, y de esta manera que las familias de MUCA y MARCA puedan honrar el pago de la tierra.

Además que se implementen las medidas cautelares  MC-5014 para proteger la vida de los y las compañeras que defienden el derechos al acceso a la tierra, que exigen justicia para los  José Ángel Flores y Silmer Dionisio George y el cumplimiento de los acuerdos firmados en el 2010.