Demandas no callarán la voz de defensoras de DDHH

0
361

Tegucigalpa.

Por Sandra Rodríguez
Seguimos alertas ante cualquier ataque contra la labor de defensa de derechos humanos, pero no nos callarán porque nuestra voz de denuncia es nuestra arma, expresó Suyapa Martínez, coordinadora general del CEM-H, quién hoy asistió a la Corte Suprema de Justicia, CSJ, para recibir la notificación de nulidad de la demanda interpuesta en su contra por la empresa Desarrollo Energética S.A., DESA.

Esta mañana un grupo de mujeres defensoras de derechos humanos y representantes de organizaciones sociales acompañaron a la lideresa feminista que se presentó junto a su equipo de defensor, en la Corte Suprema de Justicia.

Martínez reconoce que hay juezas dignas en el poder judicial, porque la acción emitida desde ayer en la tarde, son situaciones de justicia en medio de la injusticia que impera en el país.

Hay que seguir en esta lucha, no nos podemos callar ante la criminalización de nuestras compañeras, seguiremos exigiendo que se investigue los asesinatos de las compañeras Margarita Murillo (2014) y Berta Cáceres (2016).

La defensora, criminalizada, afirmó que le apuesta a que no exista más impunidad en el país, y que se resuelva más de cuatro mil 52 femicidios en los últimos ocho años, nosotras hemos dicho a la unidad de la Agencia Técnica de Investigación Criminal, ATIC, que no deje ni una sola de las líneas de investigaciones posibles, en constantes reuniones.

Para el caso, Berta Cáceres, asesinada el 2 de marzo del 2016, había denunciado amenazas contra su vida en reiteradas ocasiones, y no se hizo nada, pese a que gozaba de medidas de protección emitidas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, CIDH.

DESA tendrá otros caminos de continuar con la demanda, tras estimar que declaraciones vertidas por la defensora han dañado su imagen empresarial y de sus empleados; “sin embargo, esperamos que desista, porque está acrecentada su desprestigio a nivel internacional, y perseguirnos a nosotras es incrementar esa mala imagen”, agregó la demandada.

El hecho que demanden a Martínez, es un pésimo mensaje porque ella, junto a Edy Tabora, director del Comité por la Libre Expresión, C-libre, representa a las organizaciones defensoras de DDHH en el Consejo Nacional de Protección de Defensores de Derechos Humanos, Periodistas, Comunicadores y Operadores de Justicia, que es parte de la sub secretaria de Derechos Humanos de Honduras.

Esperamos seguir con el respaldo internacional, porque es una colectiva con más de 30 años en la defensa de los derechos de las mujeres. CEM-H es una organización que participa en diferentes espacios donde se debaten temas de importancia para que se respete la vida de las hondureñas.

Seguiremos luchando para que no aumente los desplazamientos forzados que afecta a familias que viven en zonas concesionadas por empresas de extractivitas, sobretodo en territorios indígenas y garífunas, afirmó Suyapa Martínez.

La jueza de lo Civil, Sonia Marlene Barahona, declaró ayer la nulidad de la demanda interpuesta por la Empresa de Desarrollo Energética S.A, DESA, en contra el Centro de Estudios de la Mujer – Honduras, CEM-H, que representa la defensora de derechos de las mujeres Suyapa Martínez.

Se divulgó que la demanda estaba plagada de errores y de exigencias improcedentes como el pago de un millón de lempiras por daños a la imagen de la empresa, no era claro contra quien iba la demanda, entre otras cuestiones, explicó Omar Menjivar, parte de la defensa, en las afueras de la CSJ.

La parte acusadora tiene hasta el jueves 23 para presentar un recurso de apelación, por lo que las organizaciones defensoras de derechos humanos continúan pendientes de este caso, ya que afirmaron que si atacan a una, atacan a todas.