Caso Sequeira: El juicio contra los policías torturadores

0
398

Siguatepeque, Comayagua.

Por Marvin Palacios
Después de una larga espera que duró 7 años, finalmente los familiares de Mario Sequeira se sentaron en la misma  sala donde están siendo juzgados , un oficial y 7 policías que torturaron hasta matar a su pariente.

El inicio del juicio oral y público llamó la atención de los estudiantes de derecho de una universidad privada de la ciudad que colmaron la sala. También asistieron Javier Canales y Digna Emérita Canales, hermano y madre de la víctima.

Desde el viejo continente arribaron para asistir a la Audiencia, Carlos Mc Cragh y Mikel Córdoba del Observatorio Internacional de Abogados en Riesgo y de la Fundación Abogacía Española.También acompañaron la Audiencia como observadores dos defensores de derechos humanos de Brigadas Internacionales de Paz (PBI).

Pese a convocatorias previas, los medios locales no se hicieron presentes, pero sí el diario digital www.defensoresenlinea.com, para monitorear el desarrollo del juicio que se estima dure hasta el miércoles 14 de junio.

En el primer día del juicio se enuncia los hechos y se colocan incidencias, el Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras  (Cofadeh ), en su condición de acusador privado y la Fiscalía de Derechos Humanos definieron los delitos de abuso de autoridad, falta a los deberes de los funcionarios, tortura y homicidio, de los que están siendo imputados los policías.

En la audiencia, se reveló que uno de los policías acusados, identificado como Héctor Elvin Corea López, falleció en condiciones violentas luego haber sido eliminado por una banda criminal en Comayagua.

Asimismo se conoció que ninguno de los imputados se encuentra en servicio activo dentro de la Policía Nacional, es decir que todos son ciudadanos civiles.

Por otra parte hay 6 abogados que actúan en defensa de los 7 ex policias,  que en el pasado juraron proteger a la ciudadanía, pero que actuaron en deshonra del uniforme y se enseñaron en contra de la humanidad de Mario Orlando Sequeira, detenido por escándalo público en  el hotel Gómez de Siguatepeque y posteriormente muerto debido a las múltiples torturas a las que fue sometido por los agentes el 1 de junio de 2010.

El único oficial de policía imputado es el Comisario Nazir López, que en la fecha cuando se produjeron los hechos se desempeñaba como jefe de la estación policial.

La estrategia de la defensa de Nazir López es establecer una historia reforzada por testigos  para tratar de convencer al Tribunal de Sentencia, que él no estuvo en la estación policial el día que ocurrió el crimen. Sin embargo los testimonios de varios testigos presentados por la Fiscaliía de Derechos Humanos y el Cofadeh aseguraron haber visto al oficial la noche del homicidio.

Relatos como el de Pablo Canales  hermano de Mario Sequeira, conmovieron al auditorio, al narrar que él escuchó los gritos desesperados de su pariente cuando era sometido a patadas y garrotazos por parte de los “agentes del orden”.

Frente a dichos relatos, doña Digna Emérita Canales, madre de la víctima, guardó silencio estoicamente, no lloró, y permaneció serena en la sala, quizá pensando en su interior,  que durante años ha llorado mucho por la pérdida de su hijo y que ahora es tiempo de demandar justicia.

En el expediente se lee que debido a las torturas Mario Sequeira, convulsionó y murió. Al término de este primer día del juicio, el vicepresidente de la Fundación Española de Abogacía y presidente de los Colegios de Abogados de Cataluña, España, Carlos Mc Gragh, expresó a www.defensoresenlinea.com, que es un juicio hipergarantista, yo creo que se puede condenar a estas personas, creo que se puede hacer justicia.

“En nuestra observación hemos visto que en esta primera jornada ha sido un juicio muy largo, pero muy garantista, es decir que ha intentado el tribunal que todos los derechos sean atendidos”, expuso Mc Cragh.

Los otros ahora ex policias, acusados son Francisco Verde, Eduardo Salgado, Edwin Hernández, Héctor Corea, Carlos Palma y Mario Aguirre.